La hermana de Garay acusó a los mapuches de usar el muerto

Luego de conseguir que el municipio de Jacobacci se encargue del traslado del cuerpo de Elías Garay, el joven asesinado en Cuesta del Ternero, en la toma que mantiene la comunidad Quemquemtreu, la familia se manifestó en contra del reclamo de la lof y aseguró que el joven «se inmoló por y para ayudar a esta gente que usa al más necesitado«. Al tiempo que dejaron en claro que no participarán de ninguna marcha en reclamo de justicia porque «no compartimos la forma de romper cosas, de usar a mi hermano para beneficio de su causa»

Daniela Garay es hermana de Elías y dejó expuesto el dolor de la familia por la muerte del más chico de los 7 hermanos, nacidos y criados en Jacobacci, en la Línea Sur rionegrina. El joven de 29 años había migrado hace 5 años hacia El Bolsón donde realizaba fletes, conoció a su pareja y comenzó a involucrarse en la causa mapuche.

Mi hermano viajó solo a buscar el cuerpo de Elías. Tuvo que escuchar como negociaban con el cuerpo de mi hermano y hasta que no les dieron lo que querían, no nos entregaron a mi hermano para entregárselo a mi mamá.

En declaraciones al programa La Torre de Mitre Patagonia, dejó expuesto el destrato de la lof Quemquemtreu hacia ellos, a quienes nunca le avisaron de la muerte de Elías. «Nosotros con mi mamá no sabíamos que estaba ahí. No nos había contado nada. Nos enteramos (de su muerte) por una compañera que me manda las condolencias por un mensaje».

«Nadie de mi familia sabía nada. Mi hermano viajó a El Bolsón a ver si era cierto, mientras nosotros averiguábamos en la comisaría si era cierto. Fue todo muy difícil», relató y ratificó que nadie se comunicó con ellos: «Ni mi cuñada ni la comunidad se comunicaron con nosotros».

La hermana del joven asesinado el pasado domingo en Cuesta del Ternero expuso una situación muy difícil «que a nosotros nos rompió el alma». Es que a Elías «le disparan a las 2 de la tarde y muere 2 horas después, la comunidad retiene el cuerpo en la loma, negociando que se retire la Policía». La autopsia determinó que recibió un tiro en el pecho que le provocó un shock hipovolémico y murió desangrado sin asistencia médica.

La justicia será como nosotros pretendamos, no como quiere esta gente que nos secuestró el cuerpo durante 27 horas, negociando, rompiendo y dañando, usándolo con otros propósitos. Esto es más una cosa política, más que luchar para que se haga justicia por Elias

«Negociaron que dejen entrar a su gente para poder entregar el cuerpo», aseguró cargada de dolor y continuó: «Mi hermano viajó solo a buscar el cuerpo de Elías. Tuvo que escuchar como negociaban con el cuerpo de mi hermano y hasta que no les dieron lo que querían, no nos entregaron a mi hermano para entregárselo a mi mamá«.

También planteó una duda que le queda a toda la familia: «¿Por qué permitieron que saquen al otro muchacho (NdR: Cabrera fue rescatado y llevado al hospital de El Bolsón donde lo operaron y le salvaron la vida), y por qué no a Elías?. No tenemos la información si Elías estaba vivo, capaz que no se hubiese salvado, pero al menos se hubiesen hecho algo. O suponemos que necesitaban negociar con algo».

Con respecto al pedido de justicia y la decisión de no participar en marchas, expresó: «Que la gente que hizo esto pague, pero no compartimos la forma de romper cosas, de usar a mi hermano para beneficio de su causa. No queremos que nadie salga beneficiado con la muerte de Elías»

«La justicia será como nosotros pretendamos, no como quiere esta gente que nos secuestró el cuerpo durante 27 horas, negociando, rompiendo y dañando, usándolo con otros propósitos. Esto es más una cosa política, más que luchar para que se haga justicia por Elias», finalizó