En Neuquén también preocupa la «pandemia silenciosa»

Profesionales piden mayor concientización y acción, en la región, con respecto a problemáticas relacionadas a la salud mental.

Según los datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la cantidad de suicidios en jóvenes, ha ido en aumento. De hecho, confirman que hay más muertes por suicidio que por Covid, en personas de entre 10 y 19 años.

Las tasas de suicidio han aumentado un 60% en los últimos 50 años, lo que se relaciona directamente con la población joven, siendo el grupo de mayor riesgo en un tercio de los países del mundo.

En Argentina, en los últimos 20 años, la tasa de mortalidad por suicidio creció considerablemente, también en los grupos más jóvenes (15 a 24 y 25 a 34 años). En este incremento, predominan los jóvenes varones. Con respecto a las mujeres jóvenes, el porcentaje aumentó en relación a las auto lesiones infringidas.

La «pandemia silenciosa», en Neuquén

El médico psiquiatra José Lumerman, supervisor del Instituto Austral de Salud Mental de Neuquén, contó que la problemática en cuanto a la psiquis de la sociedad en el marco de pandemia se vio agravada: «Lo podemos confirmar, la pandemia que se viene luego de la viral es la de salud mental» aseguró el doctor, y agregó: «lo que observamos es un aumento cualitativo en la demanda particularmente de jóvenes. Se revirtió la tendencia, antes en los jóvenes la demanda era de un 15% y ahora es de un 70% y hay 70 personas en lista de espera en el Austral».

Por su parte, el psicólogo Daniel Schiro, dijo que el sector más vulnerable siempre fue el más joven, con o sin pandemia: «Entre los 15 y los 29 años se da el rango más vulnerable» detalló. Además contó que el acompañamiento virtual pudo sostener muchos casos de contacto y fue productivo en la problemática, pero no al 100%.

Analía Nahabedian, directora de Salud Mental del Estado neuquino, también habló sobre la problemática. Sostuvo que los factores de riesgo incrementados tuvieron que ver con problemas objetivos de la coyuntura, como la pérdida de empleos, la pérdida de proyectos en el caso de jóvenes estudiantes.

Fuente: Mejorinformado