El director Provincial de Planes del Ministerio de Desarrollo Social rompió el silencio por la estafa con planes sociales?

El director Provincial de Planes del Ministerio de Desarrollo Social, Ricardo Soiza, ensayó una defensa mediática luego de ser demorado por averiguación de antecedentes y de que le allanaran su casa en el marco de la investigación de la megaestafa que se originó en el ámbito de su repartición. La causa la instruye la Fiscalía de Delitos Económicos.

Les depositaban $49.000 pero recibían $8.000

El funcionario del gobierno provincial dijo que está a disposición de la Justicia. “Si hubo malversación, si hubo cosas que no debieron hacerse, cada uno se hará responsable”, espetó en declaraciones radiales. Aseguró que los ejecutantes del allanamiento a su casa no se llevaron nada tras la inspección de la misma.

El funcionario descargó su bronca contra el tratamiento mediático de su caso. “Se desvirtuó tanto todo esto», exclamó.

“No me detuvieron, los medios dijeron cualquier pelotudez», disparó, aunque luego asumió que fue llevado a una dependencia policial y retenido en la misma hasta que se corroboraron sus antecedentes. De hecho, en conferencia de prensa la fiscalía confirmó que se encontraba demorado, mal que le pese.

Luego relató los hechos desde su óptica: «Ayer (miércoles) tuve un allanamiento, así lo dispuso la Justica y me parece correcto, me cayó bien el allanamiento. Desde el principio dije que estaba a disposición de la Justicia», esgrimió. A la vez desmintió que los policías que lo allanaron se llevaran computadoras de su casa. «Por una cuestión de lógica entregué el celular corporativo a la Justicia para que los analice», aseveró Soiza mientras que fuentes de la investigación agregaron que también se llevaron documentación de la vivienda del funcionario.

El director Provincial de Planes del Ministerio de Desarrollo Social quedó bajo la lupa de la Justicia junto a otros dependientes de la repartición cuando se detectó una estafa por unos 120 millones de pesos cometida mediante extracciones de plata en cajeros del BPN con tarjetas a nombre de beneficiarios de planes sociales.

Soiza se mostró de acuerdo con la investigación de la fiscalía de Delitos Económicos. “Me parece correcto que la Justicia actúeSi hubo malversación, si hubo cosas que no debieron hacerse, cada uno se hará responsable. Si alguien hizo abuso de confianza, también se hará responsable”, enfatizó.

Sobre su actuación frente al caso, dijo que actuó de inmediato al conocer la denuncia. “Ordené hacerles sumario a algunas personas y dar de baja a otras personas contratadas. La justicia determinará después si tuvieron algo que ver”, sostuvo el funcionario que se había reincorporado a su cargo en marzo tras siete meses con licencia médica.

La decisión que tomó anticipándose al desarrollo de las medidas de la fiscalía, son discutibles porque podrían afectar el fin último de la investigación que reconstruye la cadena de responsabilidades.

No es la primera vez que tiene que dar explicaciones a la Justicia por hechos sucedidos bajo su órbita en la administración pública. En otra oportunidad, relató, “tuve un conflicto con el delincuente Molina, de Centenario. Fui el único en la provincia que logró sacarlo de escena. Eso me costó que me hiciera una denuncia penal: decía que yo me quedaba con los fondos de él. En ese momento el fiscal Jara hizo un allanamiento y después quedé sobreseído porque no tenía nada ver”.

Soiza vinculó la causa en la que quedó involucrado con la política electoral y la situación del partido provincial. “Soy la cara visible y esto es una cuestión política. ¡Qué casualidad que ahora que estamos arrimándonos a unas elecciones que son importantes para la provincia, empieza todo este barullo! Yo estoy tranquilo, creo que soy una persona con muchos errores y alguna virtud y trato de ser lo más justo desenvolviéndome en el área laboral”, relató.

381 vistas 2