Cada vez más celestes abrazan candidaturas para batallar en el Congreso contra el aborto

En un país atravesado por la grieta política, la legalización del aborto generó en los últimos años un intenso debate entre sus partidarios y detractores acompañado de multitudinarias marchas a favor y en contra. Después de una primera votación en ambas cámaras de un proyecto de interrupción voluntaria del embarazo a mediados de 2018 que concluyó con su rechazo en el Senado, a fines del año pasado un segundo intento permitió su aprobación. Sin embargo, la batalla entre verdes y celestes no parece haber terminado.

Al menos los llamados “provida” no están dispuestos a rendirse. Promueven la asistencia a embarazadas en situación de vulnerabilidad, impulsan que los profesionales de la salud se anoten en los registros de objeción de conciencia para excusarse de realizar un aborto y alientan en todo el país la presentación de amparos para que se declare inconstitucional la ley. Claro que su objetivo “de máxima” es lograr su derogación y por eso muchos se anotaron como candidatos en estas elecciones para acceder a una banca en el Congreso.

El paso de los antiabortistas a la política partidaria no es nuevo, pero tras la aprobación de la ley su número creció sensiblemente. Aunque no todos siguieron un mismo camino porque algunos consideran que lo mejor es insertarse en los grandes partidos, sobre todo en tiempos de fuerte polarización en que terceras opciones terminan siendo muy minoritarias. Mientras que otros prefieren conformar su propia agrupación para ofrecer una identidad clara y no quedar integrando listas sábanas acompañando candidatos verdes.

La evangélica Cynthia Hotton hace tiempo que batalla desde la política contra el aborto. Incluso llegó a ser diputada. Y en 2019 fue candidata a vicepresidenta secundando en la fórmula a Juan José Gómez Centurión -otro antiabortista- en el Frente Nos. Pero esta vez no llegaron a un acuerdo y van por separado. Ella se presenta como candidata a diputada por la provincia de Buenos Aires por el Frente Más Valores. Con presencia en 55 distritos, confía en conseguir los alrededor de 300 mil votos necesarios para acceder a la banca.

Hotton realizó una gira nacional en su motorhome (Foto: Prensa Cynthia Hotton).

Pero Hotton no se limita a la provincia de Buenos Aires. Con su partido intenta alianzas en otras con candidatos propios o apoya que “provida” se sumen a las listas de otros partidos. En Córdoba, por caso, respalda al Partido Demócrata que llevará como primer candidato a diputado al ex ministro de Economía Roque Fernández y en segundo lugar a la evangélica Mery Lounge. En Mendoza, al Partido Federal que lleva como candidato a senador al evangélico Gustavo Majstruk, Y en Santa Fe, al Partido Vida y Familia.

Otros “provida” están haciendo su debut en la política. Es el caso de Gustavo Magnasco que desde su fundación Más Vida se contó entre los primeros en sumarse a la campaña contra la legalización del aborto cuando el entonces presidente Mauricio Macri anunció en febrero de 2018 que iba a impulsar el debate parlamentario. Recientemente logró la aprobación del Partido Celeste Provida en la provincia de Buenos Aires. Ahora se presenta como segundo candidato a diputado detrás de la militante Ayelén Alancay.

Tras la legalización del aborto, cada vez más «celestes» quieren llegar al Congreso para derogar la ley.

En una reciente columna publicada en el diario La Prensa, Magnasco explica que tomó la decisión junto a otros militantes “provida” de fundar un partido al ver que “a pesar de la opinión mayoritaria” de la sociedad contraria al aborto, a la hora de la votación “hubo panqueques que cambiaron su posición a último momento. Allí comprendimos -añade- que la política no representaba a la gente, sino a los mismos políticos que persiguen intereses diferentes a los de la población que los eligió”.

En Córdoba los celestes tienen también una opción electoral, el Partido Encuentro Vecinal, con varios años de trayectoria, que ahora se animó a competir en las legislativas nacionales. Lleva como primer candidato a diputado a Aurelio García Elorrio, un veterano batallador contra la legalización del aborto que fue tres veces legislador provincial y que se cuenta entre los que presentaron un amparo para que la Justicia declare inconstitucional la legalización del aborto.

El punteo de “providas” como candidatos es mucho más largo, especialmente si se tiene en cuenta los que se sumaron sobre todo a Juntos por el Cambio, como es el caso de una lista para la interna en la provincia de Santa fe que encabezan Federico Angelini y la mediática Amalia Granata. Habrá que ver con el paso del tiempo si toda esta ofensiva les rinde frutos. Lo que está claro es que para ellos la batalla contra el aborto no terminó.